Cómo elegir la carretilla elevadora adecuada

Elegir la carretilla elevadora adecuada es importante para tu negocio. Afecta a todo, desde los costes de operación, la productividad, la moral de los empleados y la gestión de existencias.

Hay una amplia gama de carretillas elevadoras, y cada una está diseñada para ser utilizada en trabajos específicos. Entonces, ¿cómo saber qué tipo necesitas para tu negocio? Hay varios factores importantes a considerar al elegir el montacargas adecuado.

Medio ambiente

Tu entorno empresarial influirá en el tipo de carretilla elevadora, la selección de neumáticos y el tipo de combustible. Considera la superficie del suelo y las condiciones en las que trabajará el montacargas:

  • ¿Superficies lisas o ásperas?
  • ¿Dentro, fuera o ambos?
  • ¿Cuántas horas al día se usará el montacargas?

Tamaño de carga / Capacidad

Sería un gran error elegir una carretilla elevadora con una capacidad de elevación máxima que esté por debajo de tus necesidades. Es importante mirar:

  • ¿Qué material manipulará la carretilla elevadora?
  • ¿Cuál es el peso promedio de la carga?
  • ¿Cuál es la carga más pesada que necesitas levantar?
  • ¿Cuál es el ancho de las cargas?

El tipo de carga también es importante, ya que existen accesorios específicos para carretillas elevadoras que pueden mejorar una carretilla elevadora estándar y ayudarte a mover la carga de manera más eficiente. Hay muchos tipos de accesorios disponibles: abrazaderas para electrodomésticos, abrazaderas para cartón, abrazaderas para rollos de papel, etc.

El desplazador lateral es otra característica que te permitirá mover cualquier carga a izquierda y derecha, sin tener que mover el camión. Esto permite una colocación más precisa de la carga.

Altura

Similar a la carga máxima, si quieres asegurarte de que eliges una carretilla elevadora que cumpla con tus restricciones de altura debes comprobar:

  • ¿Cuál es la altura de elevación típica?
  • ¿Cuál es el punto más alto que debe alcanzar el montacargas?
  • ¿Existen restricciones de altura a considerar? (vigas del techo, luces bajas colgantes…)

También debes tener en cuenta la altura con el mástil plegado si necesitas que la carretilla se mueva por debajo de una estructura de altura fija (por ejemplo, una puerta de garaje o de contenedor).

Comprueba también los requisitos de altura de tu almacén y anchura de pasillo, ya que esto te ayudará enormemente a encontrar la unidad adecuada.

Tipo de combustible

Hay tres tipos de opciones de combustible: eléctrico, a gas o diesel.

Los montacargas eléctricos costarán más al principio, pero cosecharás las recompensas con el tiempo ya que tienen una vida útil más larga y un consumo más barato en comparación con otros tipos de montacargas. También funcionan muy silenciosamente y no producen emisiones, por lo que se recomiendan para trabajar en interiores o en climas fríos.

Los montacargas a gasolina o diesel pueden levantar cargas mucho más grandes y moverse más rápido. Los montacargas / carretilla elevadora diesel son altamente recomendados si la carretilla elevadora va a ser usada para levantamiento pesado o al aire libre.

Con las carretillas elevadoras de gas tienes la opción de elegir entre GLP o GNC. Ambos son rápidos para reabastecerse de combustible y tienen una larga vida útil.

Selección de neumáticos

Hay varios tipos de neumáticos disponibles para carretillas elevadoras. Los más comunes son macizos o neumáticos, pero también hay neumáticos blandos que no dejan marcas y neumáticos acolchados, cada uno con su propio uso específico y adaptados a determinados entornos.

La elección de los neumáticos adecuados repercutirá en el manejo y la seguridad de su carretilla elevadora.

Ergonomía

Los asientos ajustables de alta calidad son importantes, ya que los operadores de carretillas elevadoras están sentados en sus máquinas durante muchas horas seguidas.

Invertir en ergonomía de calidad disminuirá la probabilidad de lesiones, como el dolor de espalda, que pueden ser causadas por tareas repetitivas realizadas en asientos incómodos.

¿Nueva o usada?

Si piensas que tu carretilla elevadora será usada por más de cuatro horas al día, una carretilla nueva será mucho más adecuada para ti. En este caso, el tipo de carretilla elevadora que necesitas y tu presupuesto determinarán cuál es la mejor opción.

Sin embargo, si no vas a usar el montacargas todos los días, y cuando lo hagas es sólo por una hora o dos, entonces una máquina usada de calidad es la opción económica más inteligente.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *